• Ambiental News-Miguel Á.

El robo de niños, “alarmante y olvidado”


¡Qué hay de nuevo… Viejo!


+ Dos niños de la misma edad, en el túnel del tiempo, con similitudes en sus plagios


Termina la II Guerra Mundial 8 de mayo de 1945.El día de la Victoria en Europa 8 de mayo de 1945, fecha en la que la Alemania nazi, tras el suicidio de Adolfo Hitler en el búnker, pone fin a la Segunda Guerra Mundial.

En México, el Partido Revolucionario Institucional (PRI) está en campaña para la candidatura de Miguel Alemán Valdez a la Presidencia de la República. Con una guerra mundial terminada, obviamente con daños colaterales mundiales.

En esta efervescencia de acontecimientos, la sociedad del entonces Distrito Federal (hoy Ciudad de México) se alarmó al enterarse por los periódicos del robo del niño Fernando Bohigas.

En aquella época se decía que los gitanos se robaban a los niños; otra hipótesis era que los enviaban a los Estados Unidos para ser vendidos a las viudas de los soldados para cobrar una mayor pensión. Niños que fueron rescatados confirmaron estas teorías.

En octubre del año 1945, alrededor de las tres de la tarde, el niño Fernando Bohigas Lomelí, de dos años, fue robado mientras jugaba a la puerta de su casa, ubicada en el No. 88 de la calle de Liverpool, en la Col. Juárez, de la Ciudad de México, en esos años una colonia de gente de posición económica desahogada.

Los padres, Fernando Bohigas y Ana María Lomelí, ofrecieron una recompensa de cinco mil pesos a quien diera informes sobre el paradero del niño, o bien lo entregara “sano y salvo”. El anuncio se publicó dos días después del secuestro, ya que el padre pagó inserciones en varios periódicos, dado que su condición económica lo permitió.

El jefe de la policía del Distrito Federal en aquellos años, Ramón Jiménez Delgado, giro instrucciones al comandante Jesús Galindo Vázquez, del Servicio Secreto, para que de inmediato se pusiera en contacto con los familiares para reunir la información necesaria y localizar al niño Fernando Bohigas.

Con la preocupación por el robo de niños, se creó la “Asociación contra el plagio infantil” por la señora Carmen Vasconcelos de Ahumada, esposa del diputado Herminio Ahumada. Tiempo de campañas políticas, nacen propuestas que después desaparecen, pero siempre son bien recibidas, ayer, hoy y siempre.

Había que resolver el caso en plena campaña a la Presidencia de la República; el PRI no podía fallar. Había que dar resultados a la sociedad, porque el voto era importante.

Los meses pasaban sin noticias del niño Fernando Bohigas. En Abril, en la comandancia del Servicio Secreto, una persona solicitó hablar con el comandante Galindo.

Se escucha la voz de una mujer:

- Le quiero decir dónde está el niño…

- ¿Dónde está?

- En la colonia Moctezuma…

La mujer colgó, sin decir su nombre. Ya habían pasado seis meses.

Los agentes Guillermo Baz, Carlos Filio, Vicente Nagar, Jesús Oyarbide y Urbán González, junto con el comandante Galindo, todos del Servicio Secreto, rondaron las calles durante toda la noche.

Una mujer con actitud sospechosa, alistó al agente Guillermo Baz. Era una mujer de estatura baja, joven, que salía y entraba con cautela de su casa, en el número 5 de la calle 12. El agente se disfrazó de cartero y una carta llegó a sus manos: María Elena avisaba a sus parientes de Teziutlán, Puebla, que llevaría al niño a pasar una temporada para que estuviera seguro.

El comandante Galindo no vaciló: ¡era el niño plagiado! La casa fue vigilada a partir de ese momento. Más tarde, por la noche, un auto de alquiler paró frente a la casa, de la cual salieron un hombre cargando a un niño y una mujer. Con sigiló y a distancia, los agentes del Servicio Secreto siguieron el auto hasta una tienda en Teziutlán, Puebla, donde se detuvo.

Los ocupantes bajaron e inmediatamente cerraron la puerta de una casa contigua. El comandante Galindo se puso en contacto con el padre del menor: “es necesario que venga a la Jefatura de Policía para que nos acompañe”.

El señor Bohigas había acostumbrado al niño a responder a un silbido especifico; al emitirlo aquel día, en aquella casa de Teziutlán, el niño corrió al encuentro de su padre.

Archivo El Universal


Año 2020. Hoy el robo de infantes es terrible. Dylan, un niño plagiado por una mujer durante 44 días en Cintalapa, Chiapas. Dylan Gómez Pérez, de dos años de edad, (la misma edad que el niño Bohigas) fue engañado por otros niños a los que la captora pagó para que le acercaran a Dylan, a quien sacaron del Mercado Popular del Sur, en San Cristobal de las Casas.

Juanita Pérez, madre de Dylan, es una mujer con gran fuerza y aplomo. Aún no se sabe cómo hizo para mover a las personas de su comunidad con fotos del niño, carteles, hasta llegar a la Ciudad de México y pedir al Presidente de la República apoyo para encontrar a su hijo.

Carente de recursos, ejerció un gran liderazgo de mujer y madre por encontrar a su hijo. Al recuperarlo, agradeció ante el Fiscal Estatal a todas las personas que la apoyaron en la búsqueda de su menor hijo.

Las coincidencias del túnel del tiempo o de las historias de México: en 1945, una futura elección presidencial y el fin de la II Guerra Mundial; en 2020, una futura elección -que se considera de las más grandes- y con la COVID-19, dos situaciones similares.

En el caso de Fernandito, su captora dijo en su declaración que estaba imposibilitada para tener hijos, que había hecho varios intentos de adopción, y que en una visita a la Secretaría de Asistencia Pública, un hombre se le acercó y le ofreció que, a cambio de mil pesos, podía conseguirle un niño. Al día siguiente, el hombre extraño regresó con el niño Bohigas.

Margarita N, plagiaria de Dylan, planeó durante dos días el robo; su motivo fue su imposibilidad para embarazarse.

La causa del robo de ambos niños fue la no fertilidad de ambas mujeres. Los dos niños en situación vulnerable tenían la misma edad.

Hay que enseñar a los niños a no apartarse de su madre o padre y no irse con nadie, sea adulto o niño. Muchos menores siguen desaparecidos y el tiempo los ha olvidado. El dinero ayudó a la familia Bohigas; a Juanita, el amor por su hijo Dylan.


* Con información de: El Universal; El Nacional, El Gran Diario de México y el Archivo General de la Nación.

Suscribete aquí

  • YouTube
  • Icono social Instagram
  • Icono social Tumblr
  • Icono social LinkedIn
  • Facebook icono social

Visita también:

WhatsApp Image 2020-05-05 at 11.26.48 PM
WhatsApp Image 2020-05-06 at 3.17.50 PM.
WhatsApp Image 2020-05-03 at 1.53.33 PM.
WhatsApp Image 2020-05-03 at 10.16.37 AM
WhatsApp Image 2020-05-03 at 10.11.33 AM
definitivologo.png
Logo finalPNG.png

© 2020 Miguel Ángel de Alba. Todos Los Derechos Reservados.