• Ambiental News-Miguel Á.

La juventud es el sector más amenazado por el cambio climático: Mario Draghi


+ El "bla, bla, bla" oculta nuestra incapacidad para tomar medidas, reconoce premier italiano


Alrededor de 400 jóvenes de todo el mundo han podido presentar sus propuestas para abordar el cambio climático a los primeros ministros italiano Mario Draghi y al británico Boris Johnson; al ministro italiano para la Transición Ecológica, Roberto Cingolani; al presidente de la COP26, Alok Sharma, y a los ministros de medio ambiente de más de 40 países.

Los ministros que representan a la comunidad internacional tienen la tarea de lograr un acuerdo decisivo en la COP26 en Glasgow, en noviembre, para abordar la amenaza global del cambio climático.

En la Cumbre Youth4Climate en Milán (28 - 30 de septiembre), cuatro copresidentes que representan a los delegados juveniles, Nisreen Elsaim (Sudán), Ernest Gibson (Fiji), Nathan Metenier (Francia) y Sophia Kianni (EE. UU.), plantearon preguntas clave.

La esperanza es que Youth4Climate no sea un evento aislado para fortalecer y mantener los diálogos internacionales, enfatizaron el ministro Cingolani, el presidente Alok Sharma y el Primer Ministro Mario Draghi.

Reducir las desigualdades, involucrar a los jóvenes en los procesos de toma de decisiones, impulsar un programa público-privado de ayudas, son algunas de las propuestas surgidas de los encuentros.

Al dirigirse a los delegados de la juventud, Draghi dijo que “su generación es la más amenazada por el cambio climático. Tienen razón en pedir su empoderamiento, en pedir un cambio. La transición ecológica no es una elección, es una necesidad. Sólo tenemos dos opciones: enfrentamos los costos de esta transición ahora o actuamos más tarde, lo que significaría pagar el precio mucho más alto de un desastre climático.

“Somos conscientes de que debemos hacer más, mucho más. Este será el objetivo de la cumbre de Roma, a celebrarse a finales de octubre. En el G20 queremos comprometernos con el objetivo de contener el calentamiento global por debajo de 1.5 grados y queremos desarrollar estrategias a largo plazo, consistentes con ese objetivo”.

Draghi no soslayó la cuestión planteada por Greta Thunberg en su discurso: "A veces, el "bla, bla, bla" es sólo una forma de ocultar nuestra incapacidad para tomar medidas, pero cuando se llevan a cabo transformaciones tan grandes, hay que convencer a la gente; explicarle que números como el aumento de 1.5 grados no son algo creado de la nada, sino que los proporciona la ciencia. La gente tiene que estar convencida de eso”.

Otro tema clave, planteado con energía y pasión por la activista climática de Uganda, Vanessa Nakate, y por otros delegados de países en desarrollo, fue el del apoyo financiero a los países pobres y / o aquellos en mayor riesgo ante los efectos del cambio climático.

Cingolani anunció que alentaría al Gobierno a duplicar la contribución de Italia a mil millones de euros.

También subrayó el desafío geopolítico: “para mí, la sostenibilidad es un compromiso. Tenemos que ser superrápidos para mitigar los efectos del cambio climático, pero lo suficientemente lentos para no destruir puestos de trabajo. No es fácil, es muy difícil. Y es una compensación diferente de un país a otro. Las soluciones tienen que ser específicas para cada estado, no existe una solución única para todos".

Alok Sharma, Cingolani, el enviado del secretario General de la ONU para la Juventud, Jayathma Wickramanayake, y los delegados Vladislav Kaim, de Moldavia, y Reem Al Saffar, de Irak, hablaron en una conferencia de prensa de clausura.

Sharma señaló que “los mensajes que escuchamos en Youth4Climate deberían servir como una llamada de atención a los ministros de todo el mundo. Sus resultados, que se alinean con muchos de nuestros objetivos para la COP26, ayudarán a informar este proceso multilateral crítico.

“Esta es una generación que enfrenta terribles consecuencias y nos juzgará con razón si no actuamos. Debemos poder mirar a los jóvenes a los ojos y decirles que hicimos todo lo necesario para proteger su futuro.

“Mantener vivo un futuro de 1.5 grados Celsius depende de la COP26 en Glasgow. Por lo tanto, debemos hacer que la Pre-COP cuente, asegurándonos de sentar las bases para negociaciones exitosas y abordar las brechas de ambición en adaptación, mitigación, pérdidas y daños y financiamiento, así como finalizar el Acuerdo de París".

21 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo